Registrarse  |  Chat  |  Buscar  |  Miembros  |  Grupos de Usuarios  |  Login 
Bienvenido a mi foro

Aviso: Escritores y lectores de historias en la red. Venid al nuevo foro de webnovelas y pedid vuestra sección, hagamos que este género esté en el lugar que se merece, lo más alto, por las personas que regalan su arte sin pedir nada a cambio. Entrad, leer, disfrutad, y a los escritores, poned vuestras novelas y promocionemos el foro. Os espero a todos allí. http://andinaproducciones.foroactivo.net

Responder al tema
 CAPÍTULO Nº 17: DOS HERMOSAS VILLANAS 
Abel Blades
lo mejor del foro


lo mejor del foro

Registrado: 26 Ene 2009
Mensajes: 991
Ubicación: Lima, Perù
Reputación: 212
votos: 1
Sexo:Este usuario es un Hombre
Responder citando
CAPÍTULO N° 17: LAS NUEVAS VILLANAS

Antonio sale corriendo hacia Daniela, quien había salido de la casa del fallecido Javier luego de ver a su amado dándose un beso con Erika. Cuando Daniela había llegado a su carro, aparece Antonio y la sujeta del brazo, ambos se miran fijamente a la cara.

Antonio: Mira, ni siquiera debería dirigirte la palabra - Le dice, muy, pero muy dolido -
Daniela: Mira Antonio, en verdad yo creo que ahora no es momento de hablar - Le dice, mirando hacía el piso -, siento mucho lo que pasó con tu padre, ahora me voy – Abre la puerta de su carro –
Antonio: ¡Daniela! – La sujeta nuevamente del brazo –, esa chica que me besó sólo es una amiga que ha estado ayudándome en todo este tiempo - Daniela mira con algo de decepción a Antonio -
Daniela: ¿Me puedes soltar? Me estás haciendo daño - Antonio queda algo sorprendido y suelta el brazo de Daniela -
Antonio: Discúlpame, mi amor, no fue mi intención... - Daniela interrumpe a un Antonio sumamente confundido -
Daniela: No me importa, ¿Sabes? Yo estaba muy preocupada por ti, hasta estaba pensando en luchar contra mi padre, en revelarme e irme contigo, pero ya me di cuenta que eres tú el que ya se olvidó de mí - Antonio suelta una carcajada, se sentía ofendido -
Antonio: ¡Puedes pensar lo que quieras! - Le dice, muy alterado -, no sabes lo mucho que he sufrido y no sólo por la muerte de mi padre, también por ti, porque no sabía nada de ti, porque ni siquiera te dignaste a llamarme - Decía, con un dolor tremendo en el pecho -
Daniela: Te llamé muchas veces a tu celular, pero estaba apagado - Antonio agacha la cabeza -, yo creía que estaba apagado porque estabas muy triste por la muerte de tu padre, pero ahora me doy cuenta que era porque estabas ocupado con esa chica…
Antonio: Te equivocas - Antonio ahora le toca suavemente el rostro -, te equivocas, porque para mí sólo existe un único amor y ese único amor eres tú - Daniela mira hacía el piso y sus ojos se llenan de lágrimas -
Daniela: Ya no te creo, ya no creo en tus palabras Antonio, ahora me doy cuenta que tal vez siempre me mentiste, que tal vez nunca me quisiste…
Antonio: ¡No! No puedes pensar eso - Dice, muy desesperado -, porque yo te amo, te amo de verdad – Antonio besa a Daniela, ambos se dejan llevar en ese instante por el tierno y delicioso ósculo con el que ambos sentían un amor absoluto, sin embargo Daniela lo empuja, intentando frenar toda clase de impulso –
Daniela: ¡No me beses! Ya nunca más me beses, ya todo se terminó entre nosotros - Antonio mira totalmente destrozado -
Antonio: No, esto no puede terminar así, simplemente no puede, ¡No me hagas esto! - Los ojos de Antonio se llenan de lágrimas -, mi padre ha muerto, no te puedo perder a ti, ¡A ti no! - Le dice, como rogándole -
Daniela: Te quiero mucho y lo siento, siento lo de tu padre – En ese instante llega Erika y Daniela la mira fijamente a los ojos, se llena de rabia –, mira, ahí esta tu nuevo amor, yo me voy, no quiero interrumpirlos – Daniela entra a su carro y arranca con rapidez, dejando a un adolorido y furioso Antonio, junto a una cándida Erika –
Antonio: ¡Mi maldita mala suerte! - Exclama -
Erika: Ella es la chica de la cual estás enamorado, ¿Verdad? - Le pregunta -
Antonio: Si, es ella, pero ahora ya la perdí… - Antonio mira hacía el cielo -, de igual forma no iba a funcionar, ya acabó todo...
Erika: Cuando el amor es muy fuerte nunca se acaba - Dice, dándole un gran abrazo -
Antonio: Tienes razón, el amor que siento por Daniela nunca se va a acabar, pero al menos trataré de olvidarlo - Erika mira a Antonio -
Erika: ¿Crees que puedas lograrlo? ¿Crees que puedas olvidar a la chica que fue el amor de tu vida? - Antonio cierra los ojos, él sabía que era imposible -
Antonio: No lo sé, pero el tiempo lo dirá todo, dejemos que el tiempo lo diga todo – Erika se acerca a los labios de Antonio e intenta besarlo, sin embargo él esta vez no accede al beso de esta mujer –



UN MES DESPUÉS…

Ha pasado un mes entero dentro de nuestra historia y esta vez nos trasladamos a la empresa de los Mendoza, aunque ahora Alejandro era el líder, ya había tomado posesión de su herencia. Era el socio mayoritario. Estaba en su oficina, en ese instante ingresa Don Martín, sin tocar la puerta, aún creyéndose el Jefe de todo el mundo.

Don Martín: ¡Alejandro! - Dijo eufórico -, no sé para qué tomas el mando de la empresa, si todo esto sigue igual, ¿Cuándo piensas despedir a Antonio? - Preguntó, algo molesto -
Alejandro: No sea imbécil - Le dijo, sin mirarlo a la cara, leyendo unos papeles -, mire, al enemigo hay que tenerlo cerca - Deja los papeles y lo mira a la cara -, mientras más cerca tengamos a Antonio será mejor. Además recuerde que después de mi, Antonio es el socio mayor…
Don Martín: Lo sé, lo sé - Decía, desesperado -, pero algo debemos de hacer. No nos podemos quedar así, no entiendo porque te comportas de esa forma con Antonio, de esa forma tan amigable - Alejandro suelta una carcajada y mira sonriente al viejo -
Alejandro: Simplemente porque por ahora debo estar un poco tranquilo, ya después Antonio me irá conociendo, tranquilo, lo veo muy desesperado - Dijo, como burlándose del estado del homosexual longevo -
Don Martín: Está bien, tranquilidad - Suspiró y miró fijamente a los ojos al villano principal -, antes de irme quiero decirte que estás invitado mañana a la boda de mi hija, mañana se casa con Ángel - El semblante de Alejandro cambia por completo, sentía una ira que le consumía la sangre -
Alejandro: Si, lo se, no entiendo porque la quiere casar con el idiota de Ángel. Ese tipo no se merece a Daniela - Ahora era el viejo Martín quien soltaba una carcajada -
Don Martín: ¿Y si Ángel no se la merece? ¿Entonces quién? No me digas que Antonio - Dijo, muy sarcástico -, ahora te vas a poner de su parte…
Alejandro: No, Antonio no. Mire, mejor váyase – Don Martín se ríe –, lárguese...
Don Martín: Muy bien, me voy. Hasta luego, Señor Alejandro – Se empieza a reír nuevamente y sale de la oficina –
Alejandro: Le juro que me las va a pagar todas, viejo maldito. Y ni crea que Daniela se casará con Ángel, ¡Ni crea! – Golpea la meza de su oficina –



Antonio se encontraba en su oficina, sentado en la silla principal, Pablo también se encontraba ahí, sirviendo dos vasos de whisky, era necesario tomar para la desesperación que se tornaba en estos momentos.

Pablo: ¿No piensas hacer nada? - Preguntó, dándole el vaso y sentándose en una de las sillas, frente a Antonio -, mañana se casa Daniela - El hijo del fallecido Don Javier no respondía -, ¿Antonio me estás escuchando?
Antonio: ¡Si! - Gritó Antonio -, ¿Pero qué puedo hacer? ¡Nada! Ella lo quiso así y si decidió casarse con Ángel, pues yo no puedo hacer nada. Lo siento mucho - Tomó algo de whisky y miró al horizonte, como viendo el rostro de Daniela -
Pablo: Pero tú estás enamorado de ella - Antonio suelta una ligera sonrisa, recordando los buenos momentos con ella -
Antonio: Lo sé, lo sé Pablo, pero no puedo cambiar el destino. Yo traté muchas veces de que ella se diera cuenta, pero, como te dije, no se puede. No se puede luchar contra el destino - Dijo, mirando sumamente entristecido - y no creas que no me afecta, porque aunque no lo creas los celos me están matando – Se enfurece demasiado y Pablo miraba con atención la conducta de su amigo –, ¡NO PUEDO SOPORTAR LA IDEA DE QUE ÁNGEL SE CASÉ CON ELLA! - Gritó -, me duele mucho. Me duele mucho en el corazón - Se hizo un silencio por un instante -
Pablo: Si - Dijo, tímidamente -, si sé como te debes estar sintiendo. Por eso debes luchar contra el destino o dicho de manera menos poética, luchar contra Ángel - Dijo, algo enérgico también -, ese sujeto no se puede quedar con Daniela, él no la merece…
Antonio: Claro que él no la merece, ¿Cómo crees que un sujeto como ese puede merecer a una chica tan linda como Daniela? - Antonio volvió a imaginar por un instante el rostro hermoso del amor de su vida -, Daniela es… Daniela es un amor - Suspiró y bebió aún más whisky -
Pablo: Búscala. Anda y búscala hoy - Dijo, sonriente, tratando de darle ánimos. Aunque Antonio miraba con pesimismo -
Antonio: Llevo prácticamente un mes sin verla, ¿No te parece estúpido ir a buscarla ahora? Falta un día para su matrimonio - Pablo se acercó a su amigo y lo miró a la cara -
Pablo: Claro que no, no seas mongo, Antonio - Pablo le dio un ligero manotazo en la cara -, más bien me parece valiente de tu parte que vayas a hablar con ella, que le digas lo que sientes - Antonio sonríe y suspira a la vez -
Antonio: No lo sé, tengo que pensarlo. Necesito meditarlo bien, aunque no puedo negarte que la idea de volver a ver a Daniela me entusiasma mucho - Ambos rieron, algo emocionados -
Pablo: ¡Claro que si! Muy bien, entonces piénsalo. Yo te dejo para que estés aquí, solito, pensando mejor las cosas - Antonio afirma con su cabeza -
Antonio: Si, esta bien. Nos vemos Pablo – Se dan un fuerte apretón de manos, Pablo sale de la oficina, Antonio estaba muy sonriente – ¿Voy o no voy?



Casa de Don Martín:

Daniela estaba en la sala conversando con Nicole, ambas estaban sentadas en un mueble. El ambiente se tornaba denso y triste.

Nicole: Entonces mañana te casas con Ángel, aún estás a tiempo de arrepentirte - Dijo, como aconsejando a su hermana -
Daniela: Es que ya estoy resignada Nicole, ya todo acabo - Dijo, mirando hacía el suelo, con rabia -
Nicole: Creo que tú también lo estás haciendo por despecho. Sigues molesta por el beso que se dio Antonio con esa chica - Daniela miró con fastidio a su hermana -
Daniela: No me lo recuerdes, cada vez que se me pasa por la mente ese momento me vuelvo loca - Nicole ya estaba un poco harta de su hermana y tenía que ser dura con ella -
Nicole: Recuerda que tú ya le habías dicho que no querías nada con él - Le dijo, muy tajante y seria -
Daniela: Si, está bien, tienes razón, pero se atrevió a besarla en el funeral de su padre y aparte me dolió mucho que me haya olvidado tan rápido - Nicole se acercó a Daniela y la miró fijamente a los ojos -
Nicole: Él no te ha olvidado y lo sabes, está tratando de olvidarte, él está enamorado de ti - Daniela miró con gran pena al escuchar a su hermana -, pero hasta el amor más grande muere si no se alimenta de cariño, no lo dejes pasar - Los ojos de Daniela se llenaron de lágrimas al escuchar a su hermana -
Daniela: No sé qué hacer, yo quiero a Antonio, pero intento alejarlo de mi papá, él le puede hacer daño y aparte el beso que se dio con esa chica - Daniela se desesperó por un momento -, debo tranquilizarme...
Nicole: Ay, hermanita, estás confundida - Le da un ligero abrazo -, yo ya no puedo seguir ayudándote, debo ir a cambiarme para ver a Pablo, creo que hoy vamos a hacer cositas - Ambas empezaron a reír -
Daniela: ¡Ay Nicole! Pues disfruten su amor… disfrútalo - Le dice y un aire de tristeza vuelve a aparecer -
Nicole: Tú también deberías disfrutarlo – Nicole se levanta del mueble y va hacia su cuarto –
Daniela (pensamiento): Antonio, ¡Ay Antonio! Tengo que dejar de pensar en ti, me hace daño recordarte - Pensó, apretando sus puños -



Empresa:

Antonio se encontraba en su oficina, sentado, escribiendo en unos papeles, en ese instante tocan la puerta, Antonio da la orden para que entren, era Alejandro, ambos se miraron fijamente a la cara. Todo era misterioso.

Alejandro: Disculpa Antonio, pero tengo que hablar contigo - Antonio miró sumamente intrigado -
Antonio: Si, dime Alejandro, siéntate - Alejandro se sienta al instante, se encontraba algo nervioso -
Alejandro: Mira - Dice por fin -, sé muy bien que mañana Daniela se va a casar con Ángel - Antonio lo interrumpe -
Antonio: Si, yo también lo sé - Dice, con algo de rabia -, no me digas que tú haz venido a hablar de eso conmigo…
Alejandro: Pues si, fíjate que si. Ángel no se merece a Daniela - Antonio se sorprende al escucharlo -, Ángel es muy poca cosa – Antonio lo escucha con atención –
Antonio: Tienes razón, pero yo no puedo hacer nada por impedir esa boda. Esa boda se dará - Alejandro se altera por un momento
Alejandro: ¡No, Antonio! - Dijo, casi gritando y sorprendiendo aún más a nuestro protagonista -, tú puedes impedir esa boda. Tú puedes impedir que Daniela cometa el error más grande de su vida…
Antonio: No entiendo como podría yo hacer que Daniela cambie de opinión, ella y yo ya no somos nada, es mas hace un mes que no la veo - Dijo, como tratando de olvidar todo el cariño que siente por ella -
Alejandro: Si, claro que lo sé, pero ambos se aman, ¿O me vas a negar que no sientes nada por Daniela? - Antonio mira a la nada y no puede evitar soltar en sus palabras todo ese amor que siente por su prima -
Antonio: No, no podría negártelo, es verdad… Yo siento algo muy grande por Daniela, es más, podría decirte que la amo - Antonio suspira y sonríe a la vez -
Alejandro: Pues entonces yo no sé qué es lo que estás esperando para ir y enfrentar a Ángel, tú puedes impedir esa boda - Le decía, como tratando de convencerlo -
Antonio: Discúlpame Alejandro, yo ya no puedo hacer nada… Ella lo decidió así - Dijo, muy tajante. Alejandro se encontraba aún más nervioso y desesperado -
Alejandro: ¿Y no piensa ir a verla, ni nada por el estilo? - Preguntó -
Antonio: No lo sé, lo estoy pensando, aunque no sé si tenga el valor para ir y enfrentar a Daniela y a su padre - Dijo, mostrando su debilidad al villano -
Alejandro: Bueno – Alejandro se levanta de la silla –, en ti está la respuesta, yo cumplí con advertirte, si Daniela se casa con Ángel será una mujer infeliz, no vivirá el verdadero amor – Ambos se miran a la cara por un instante, para que luego de unos segundos el malvado salga de la oficina –
Antonio (pensamiento): Alejandro tiene razón, maldita sea - Golpea el escritorio -, no puedo dejar que Daniela se perjudique con el maldito de Ángel, ¡No puedo!

Alejandro sale de la oficina, la furia lo embargaba, no podía soportar la idea de que Daniela se case con Ángel.

Alejandro (pensamiento): Mi plan no funcionó, Antonio no impedirá la boda, sólo me queda el plan B - Piensa, mirando totalmente enfermo -

Casa de Don Martín:

Don Martín llega a su casa, corre hacia su cuarto, parecía agitado y ansioso. Al entrar a su cuarto, va con rapidez a su armario y agarra el maletín con ropa de mujer.

Don Martín (pensamiento): Necesito ponerme la ropa – Empieza a oler la ropa, como si estuviera poseído por un grandioso orgasmo –

Daniela se encontraba en la sala, sentada en el mueble, aún muy entristecida. En ese instante tocan el timbre e ingresa Marco, quien llega con un ramo de rosas, muy feliz.

Marco: Disculpa Daniela, pero he venido para que vayamos a tomar un paseo - Le dice, sonriéndole aún más -
Daniela: ¡Ay Marco! Discúlpame pero no tengo ganas, de verdad - Dice, muy desganada -
Marco: Es que si hoy no te saco a pasear, ya nunca podré hacerlo. No sabes lo muy triste que estoy… - Dice, acercándose a él -
Daniela: ¡Ay! - Exclama Daniela, suspirando a la vez -, ¿Y por qué estás tan triste?
Marco: Porque te vas a casar y ya no voy a poder tener nada contigo - Daniela lo mira con algo de ternura -
Daniela: ¡Ay Marco! Mira, para que veas que no soy tan mala – Ambos ríen a la vez –, voy a salir contigo, pero sólo como amigos…
Marco: Ahora eso es lo que quiero, ser tu amigo, tu mejor amigo - Daniela le sonríe -
Daniela: Muy bien, entonces si es así, podemos salir - Marco se emociona y le da un abrazo a Daniela, dándole vueltas a la vez -
Marco: ¡YUJUUUUUUUU! - Grita -, muy bien, ¡No sabes! Te voy a llevar a comprar ropa, luego nos vamos a comer y finalmente al cine, ¿Qué te parece? - Le pregunta, muy apresurado -
Daniela: Excelente - Dice y ríe -, necesito distraerme, gracias...
Marco: No tiene nada que agradecer, Señorita - Dice, muy carismático -, hoy te vas a distraer conmigo…
Daniela: Vamos, Señor – Daniela ríe para luego salir del brazo con Marco –

En ese instante Nicole sale muy arreglada, preciosa, para verse con Pablo, su gran amor, hoy sería un día estupendo al lado de él.

Nicole (pensamiento): Hoy será mi día - Pensaba emocionada -, hoy pasaré la noche con Pablo…

Empresa:

Pablo sale de la empresa e ingresa a su auto, muy sonriente, ya no podía esperar más el momento para ver a Nicole, abrazarla, amarla y hacerla suya.

Pablo (pensamiento): Hoy la pasaré realmente bien con mi Nicole, mi chiquita hermosa – En ese instante sale Antonio y se acerca a Pablo –
Antonio: Pablo, ¿A dónde vas? - Le pregunta -
Pablo: Voy a ir a ver a Nicole, hoy la pasaré con ella todo el día - Antonio empieza a reír -
Antonio: Picarones - Pablo ríe ahora -, pues que bueno, pásala bien…
Pablo: ¿Y tú a dónde vas? - Preguntó ahora él y Antonio sonrío -
Antonio: A pues, yo también me voy a buscar al amor de mi vida - Pablo mira sorprendido -, iré a buscar a Daniela y le pediré que no se case con Ángel - Pablo se emociona y sale del auto para darle un abrazo a Antonio -
Pablo: Muy bien, hermano. Muy, pero muy bien - Le dice mientras seguía abrazándolo -, es una excelente idea, te felicito - Le dijo, ya soltándolo -
Antonio: Si, sólo espero que Daniela me escuche. Ya sabes que está muy molesta por el beso que me dio Erika - Dijo, agachando la cabeza -
Pablo: Hey, vas a tener que explicarle bien todo lo que pasó. Pero todo va a salir bien - Ambos amigos sonrieron esperanzados -
Antonio: Eso espero, bueno me tengo que ir. No aguanto las ganas de ver a mi Daniela - Ambos se emocionaron -, nos vemos y pásala bien…
Pablo: Que te vaya bien a ti también – Antonio se mete a su carro, empieza a manejar, luego Pablo también hace lo mismo. Se ven los dos carros andando por las calles –

Mientras que en su oficina se encontraba Jacinto Dipoilea junto a Ricky, ambos conversando de su tema preferido: Alejandro Manrique.

Ricky: Hasta ahora no sé por qué Alejandro no te ha botado de la empresa - Ambos se encontraban algo angustiados -
Jacinto: Yo tampoco lo sé, nuestras peleas son frecuentes. Tal parece que él quiere que me quede en la empresa, pero no sé por qué - Se miran fijamente a la cara -
Ricky: Algo oculta Alejandro, ya te dije que no creo que él haya matado a tu padre, pero algo sabe de ti, por eso no te ha botado - Jacinto empieza a reír -
Jacinto: No, por favor, ¿Qué va a saber de mí? Y a ver, ¿A ti por qué no te ha botado? - Preguntó -
Ricky: Eso, también debe saber algo de mí. También debe saber algo de mí… - Dijo, reflexionando para sí mismo -
Jacinto: Ese maldito de Alejandro es todo un misterio, ¡Pero te juro que yo voy a desterrarlo de esta empresa! - Exclamó, sumamente amenazador -
Ricky: Eso espero, porque si tú no lo derrotas, ¡Nadie más podrá hacerlo! ¡Nadie! – Jacinto mira con furia a Ricky –
Jacinto: A otro que lo tengo en la mira es al viejo de Martín, ese también algo oculta, algo muy importante - Ricky va hacia Jacinto y lo mira a la cara -
Ricky: Si, pero derrotar a Don Martín será más difícil, así que vamos primero por lo más importante, Alejandro - Jacinto suspira, un tanto molesto -, no podemos actuar con lo que sienta el corazón porque podemos salir perjudicados, tenemos que actuar con la mente, ¡No seas tan impulsivo! - Le dice, como dándole un consejo -
Jacinto: Ya verás, ya verás lo que le pasará a esos dos idiotas – Ricky mira un tanto molesto al terco Jacinto –
Ricky: Bueno, lo que quieras, hablamos más tarde – Ricky sale de la oficina, dejando a un pensativo Jacinto –
Jacinto (pensamiento): Los voy a derrotar a los dos, a ese viejo y al asesino de Alejandro, a los dos. Por mi padre, les juro por mi padre que ustedes me la pagarán - Golpea el escritorio con su puño -



Casa de Don Martín:

Don Martín se encontraba vestido de mujer, estaba en su cuarto, caminaba por todos lados y estaba hablando solo. Se encontraba ansioso, el viejo estaba cayendo en las redes de la locura y ya no podía hacer más.

Don Martín: Muero de celos, ¡MUERO DE CELOS! - Gritaba -, mi Ángel se va a casar con la estúpida de Daniela. No voy a poder soportar ver como ellos se besan, ver como ellos se tocan, ¡Maldita seas Daniela! ¡Maldita! – En ese instante Don Martín sale de su cuarto, mira a ver si hay alguien, se da cuenta de que no hay nadie, que la sirvienta esta en la cocina, sale del cuarto sigilosamente, bajas las escaleras muy despacio, hasta que llega a la puerta de salida y abre, había llegado a salir de la casa vestido de mujer, sin que nadie lo viera –

El viejo entra a su carro y suspira, sumamente alegre, hace mucho que no sentía esa libertad de poder estar así en las calles.

Don Martín (pensamiento): Hace mucho que quería salir así a la calle – Vestido de mujer, con una peluca y con sus labio pintados, empieza a manejar –

A lo lejos se encontraba Ángel, quien vio como el viejo se iba manejando en su carro.

Ángel: ¿Me pareció o estaba vestido de mujer el viejo ese? - Se preguntó a sí mismo -, bueno allá él si quiere que los demás lo descubran… Viejo idiota.

Cuartel:

Saúl entra muy feliz junto al Pantera y Andrés. Los tres estaban sorprendidos al entrar a una casa bastante amplia a la que ellos llamarían el cuartel.

Saúl: Miren, miren esta casa, este cuartel que nos consiguió nuestro jefe - Decía, muy extasiado de emoción -
El Pantera: El jefe Alejandro se lució dándonos esta casa, esta si es una casa, no la pocilga que tenías Saúl - Saúl mira un tanto ofendido -
Saúl: No, tampoco era un cuchitril, no... - Andrés lo interrumpe -
Andrés: La casa de Saúl no era un cuchitril - Dice y Saúl sonríe agradecido -, era una pobre porquería - Saúl vuelve a mirar ofendido -. Y si, esta casa si está bien chula, aquí si podemos vivir, esta llena de lujos y comodidades, como estoy acostumbrado a vivir…
Saúl: Pues ahora tenemos que aprender a convivir los tres. Hay tan solos dos habitaciones, así que tú Andrés y tú Pantera compartirán una habitación - Dice, ordenándoles a ambos y a la vez vengándose por haber hablado mal de su casa -
Andrés: No, pues mira yo duermo con quien sea menos con El Pantera, es un apestoso, nunca se baña - El Pantera le tira un golpe en la cabeza -
El Pantera: No seas mentiroso cachorro, ¿Acaso la semana pasada no me bañé? - Pregunta -, además que es eso de que duermes con cualquiera, ¡Maricón!
Andrés: Ningún maricón, oye. Además no fue la semana pasada, fue la antepasada, así que no mientas Panterita - Le dice, provocándolo -
El Pantera: ¿Y no me digas que tú eres muy limpio? - Le pregunta muy molesto -
Andrés: Al menos me baño todos los días - El Pantera empuja a Andrés -
Saúl: ¡YA! ¡PAREN LOS DOS! - Gritó -, he dicho que duermen los dos juntos y se acabó, dejen de pelear como niños chiquitos…
Andrés: Esta bien Saúl - Se hace un silencio -, voy a salir, en unas horas vuelvo, no soporto estar aquí con ustedes, nos vemos más tarde – Andrés sale de la casa –
El Pantera: Déjalo que se vaya, más ayuda el que no estorba - Dice, escupiendo en el piso -, ¿Oye y cual es la misión del jefe? Hace tiempo que nos dice que tiene una misión importante, pero nada...
Saúl: Tal vez esa misión tenga algo que ver con Jacinto - Dice, mirando a la nada, con gran furia -
El Pantera: ¿Jacinto? ¿Y quién mierda es Jacinto? - Pregunta -
Saúl: Una mierda, eso es Jacinto, una mierda - El Pantera mira un tanto sorprendido -
El Pantera: Bueno, yo mas bien creo que no se trata de ese tal Jacinto, yo creo que se trata de Antonio y Daniela, los primitos enamoraditos estos - Dice, totalmente burlón -
Saúl: Recuerda que la Señorita Daniela se va a casar mañana con Ángel, así que Antonio creo que está descartado - El Pantera se da cuenta de todo -
El Pantera: ¡Claro! Entonces de seguro nos mandará a matar al niñito mimado de Ángel - Dice y empieza a reír -
Saúl: Si y de seguro me mandará a mi - El Pantera deja de reír -, como tú fallaste la otra vez – El Pantera se enfurece, Saúl se ríe y se va a su cuarto con una maleta –



Parque:

Nicole estaba parada en el parque, con una sonrisa en el rostro, esperando al gran amor de su vida, quien en esos instantes acababa de llegar y estacionaba su carro para luego salir e ir con rapidez hacia su "chiquita hermosa".

Nicole: Mi amor – Se dan un beso, Pablo la abraza –
Pablo: Aquí estoy, disculpa si me demoré, pero es que estuve viendo unos papeles en la empresa y también estuve conversando con Antonio, convenciéndolo de que vaya a hablar con tu hermana - Le decía mientras la miraba a la cara y acariciaba sus cabellos -
Nicole: Ojalá que lo haga, es que Daniela de verdad no ama a Ángel y no será feliz a su lado - Pablo suspira tristemente y acaricia el también acongojado rostro de su amada -
Pablo: Yo lo sé, claro que lo sé. Le dije que tiene que ir a hablar con ella, a tratar de arreglar las cosas - Nicole miró totalmente dudosa a Pablo -
Nicole: ¿Y va a ir? - Preguntó -
Pablo: Si, antes de irme me dijo que iba a ir a tu casa - Ambos sonríen ahora ya felices -
Nicole: Magnífico, ¿Y a dónde me vas a llevar? - Preguntó, muy risueña -
Pablo: Primero nos vamos al cine, han estrenado una película muy buena con un actor que a mí me encanta, se llama Valentino Lanús - Ambos ríen emocionados -
Nicole: Entonces nos vamos a ver esa película, mi amor - Le dice, sonriéndole y él se impresiona de verla tan hermosa -
Pablo: Nicole - Le dice, hablando muy en serio -, en todo este tiempo que hemos estado juntos me he dado cuenta que no quiero separarme nunca de ti - Nicole se enternece ante las palabras de Pablo -
Nicole: Yo también me he dado cuenta que te amo mucho y que eres el amor de mi vida, eres el hombre de mi vida, el hombre de mis sueños - Pablo se encontraba embobado -
Pablo: ¡Ay mi Nicole! – La abraza –, mi chiquita. Te quiero mucho…
Nicole: Y yo a ti, te quiero mucho, mucho, mucho - Se besan apasionadamente para luego volverse a ver a la cara, al parecer ese era su pasatiempo favorito, verse los rostros -, déjame manejar, es que quiero aprender…
Pablo: ¿Y si estrellas mi carro? - Pregunta y empieza a reír -
Nicole: Ay no - Le dice, como siguiéndole el juego -, la otra vez manejé el carro de Alejandro y no lo estrellé…
Pablo: ¿El carro de Alejandro? - Pregunta un tanto serio -, ¿Y tú que hacías con Alejandro? – Pablo se pone celoso y Nicole deja de sonreír –

Don Martín estaba vestido de mujer. Se encontraba escondido detrás de un árbol, a unos 15 metros de distancia. Veía a su hija, quien conversaba con Pablo muy amorosa.

Don Martín (pensamiento): ¿Qué hará esa niña con mi empleado? ¿Acaso ambos serán enamorados? - Se pregunta muy enfurecido -

Casa de Don Martín:

Ángel estaba en la sala, esperando la llegada de Daniela, echado en uno de los muebles. Se encontraba pensando a dónde diantres se podía haber ido su prometida, pensando con quién se pudo haber ido.

Ángel (pensamiento): ¿A dónde se habrá ido Daniela? - Se preguntaba -, ¿Y si se fue con Antonio? ¡No! Antonio no puede arruinar nuestra boda. Mañana nos casaremos y serás mi mujer, serás mía - Dice y sonríe por un instante hasta que la empleada abre la puerta haciendo entrar a Antonio, quien se dirige a la sala y ve a Ángel echado, este al instante le sonríe a su rival -, ¡Antonio! - Exclama el patán, levantándose del mueble -, no sabes la alegría que me da verte…
Antonio: ¿Si? ¿Y por qué? - Le pregunta sarcástico -, no me digas que querías alardear tu matrimonio con Daniela…
Ángel: No, para nada - Le dice, muy tranquilo -, no necesito alardear ya que simplemente me casaré con ella y eso me aliviará la vida. Ahora viviré con grandes lujos, sin preocupaciones y con una mujer espléndidamente deliciosa - Dice, muy sonriente y sintiéndose todo un triunfador -
Antonio: Siempre lo supe - Dice, muy molesto y enfurecido -, tú nunca has amado a Daniela, lo que siempre has amado es el dinero que ella tiene, ¡Eres un asqueroso! - Ángel se empieza a reír de él -, pero eso no importa ahora. ¿Por qué dijiste que estabas alegre al verme? - Le pregunta -
Ángel: Porque Daniela ha salido y no se a dónde se ha ido, pensaba que estaba contigo, pero tal parece que no es así - Dice, muy aliviado y echándose nuevamente en el mueble
Antonio: Y si no está con ninguno de los dos - Se dice a sí mismo -, ¿Entonces dónde está? - Pregunta -
Ángel: Carajo, de seguro se fue con Marco, ese idiota, él también siempre se mete en mi asunto con Daniela - Dice, algo molesto, para luego respirar profundo y sonreír -, no debo preocuparme, mañana ella se casará conmigo.
Antonio: Yo vine para convencer a Daniela de que no se case contigo y no me iré sin haber conseguido lo que quiero – Ángel se asusta y se levanta nuevamente del mueble –
Ángel: Pues déjame decirte que Daniela no te hará caso. Ella mañana será mía y disfrutaré mucho cuando la haga mujer - Antonio lo tomó de la camisa, lleno de rabia -
Antonio: ¡Deja de hablar así! ¡Idiota! - Grita y Ángel empieza a reír -
Ángel: Eres un imbécil, Antonio. No puedes aceptar que la perdiste, la perdiste por meterte con otra mujer - Le dice, tratando de provocarlo -
Antonio: Mira, yo no me metí con ninguna otra mujer y te aseguro que tú no te casarás con Daniela, así que anda desilusionándote de esa idea – En ese instante se escucha una voz que decía: “Antonio tiene razón”, Ángel y Antonio se sorprenden y al voltear ven a alguien, era Alejandro –

Antonio y Ángel miran sorprendidos a Alejandro, quien entra a la sala y se sienta en uno de los muebles.

Alejandro: No sabía que ibas a venir Antonio. Como me dijiste que no vendrías…

Parque:

Pablo y Nicole se miraban fijamente a la cara. Don Martín vestido de mujer los miraba de lejos.

Pablo: ¡Respóndeme! - Dijo, un poco molesto -, ¿Cómo está eso de qué Alejandro te dejó manejar su carro? - Preguntó muy serio -
Nicole: ¡Ay Pablo! - Dijo, también algo molesta -, no me digas que te vas a poner celoso de Alejandro, eso fue hace mucho tiempo. Además él se ha convertido en un buen amigo para mí.
Pablo: Yo, de verdad, espero que sólo sea tu amigo - Dijo, algo cabizbajo -, es que eres muy linda, Nicole, es que tengo miedo de que te fijes en otras personas - Nicole sonríe y le acaricia el rostro -
Nicole: ¡Ay estas loco! Si tú eres mi amorcito – Le da un beso, Don Martín de lejos se sorprende –

Don Martín golpea el árbol, se encontraba muy molesto al ver esa escena.

Don Martín (pensamiento): Pablo y la estúpida de Nicole se entienden, ya decía yo. Algo ocultaba esta niña - Miró totalmente enfermo a la nada -, pero de mí nadie se burla. Si yo no soy feliz con Ángel, nadie a mí alrededor será feliz - Esas últimas palabras se escucharon como un eco -

Nicole abraza a Pablo y le vuelve a dar un beso…

Nicole: Bueno, ya vamos a ver la película, se nos va a hacer tarde, ¡Yo quiero manejar! - Grita, muy emocionada, va al carro y entra sentándose en el asiento del piloto -
Pablo: Está bien - Pablo entra de copiloto -, pero esta conversación no ha terminado. Quiero que me expliques bien que relación tienes con Alejandro - Nicole suspira, algo fastidiada -
Nicole: Está bien, mi amor - Le dice -, yo te voy a explicar todo, pero ya vamos, que se nos va a hacer tarde, ¡Vamos! - Dijo, muy emocionada y encendió el coche -
Pablo: Corro el riesgo de morir en estos momentos - Dice y ambos ríen -
Nicole: ¡Ay tonto! Yo no voy a estrellar nada – Le dice, mirándolo a los ojos –
Pablo: ¡Maneja! Pero antes déjame ponerme el cinturón de seguridad, no vaya a ser que te estrelles… - Dice, haciéndose el chistoso -
Nicole: ¡Mi amor! Me voy a molestar si sigues creyendo que me voy a estrellar - Se engríe un poco -, con el carro de Alejandro no pasó nada, sólo tuvo uno que otro golpecito - Dice y es ella ahora la que ríe -, es mentira, el carro esta en muy buen estado…
Pablo: Bueno, eso espero, mi amor – Se vuelven a dar otro beso y Nicole empieza a manejar, Don Martín los veía de lejos –

El viejo travestido sale de su escondite y corre a su carro, estaba totalmente enfermo en esos instantes.

Don Martín (pensamiento): Debo seguirlos, debo saber a dónde van estos dos – Don Martín empieza a manejar, va a seguirlos –

Casa de Don Martín:

Alejandro se encontraba sentado en uno de los muebles, Ángel y Antonio estaban parados, aún sorprendidos.

Antonio: ¿Tú que haces aquí? – Le preguntó Antonio al villano principal y este se para y se coloca frente a él –
Alejandro: Te dije que impidieras la boda de Daniela y este imbécil – Señala a Ángel –, pero como me dijiste que no lo harías, pues yo vine a hablar con Daniela…
Antonio: ¿Tanto te importa que Daniela no se case con ese imbécil? – Antonio también señala a Ángel, Ángel se echa en uno de los muebles –
Ángel: Díganme imbécil, díganme lo que quieran, al fin y al cabo yo seré el que se case con la mujer que ambos aman. Y digo ambos, porque yo sé muy bien que tú, Alejandro, estás enamorado de Daniela – Antonio se sorprende, Alejandro enciende un cigarro –, no soy tan imbécil como pensaban...
Antonio: ¿Es verdad eso Alejandro? - Le pregunta -, ¿Es verdad qué tu estas enamorado de Daniela?
Alejandro: Quieres saber la verdad, ¿Quieren saber mi verdad? – Alejandro se enfurece, Ángel se ríe –
Antonio: ¡Responde! ¡Vamos! - Decía, muy desesperado -, ¿ES VERDAD ESO? – Alejandro seguía fumando y empieza a sonreír –
Alejandro: Si, yo amo a Daniela, la amo desde antes que ustedes, y no voy a permitir que se case y menos con ese idiota - Señala a Ángel -, esa es la verdad, ¿Contentos? – Antonio se sorprende al escuchar eso, y si bien Ángel ya lo intuía también se encontraba anonadado -
Antonio: ¿Y si estás enamorado de Daniela entonces por qué me decías que venga para que luche por ella? - Preguntó, aún sorprendido y Alejandro le sonrío -
Alejandro: Para que me ahorres el trabajo de venir y revelar mi gran secreto, el secreto que he guardado por mucho tiempo, ese amor infinito que siento por ella – Antonio seguía sorprendido –
Antonio: No puedo creerlo, eres un descarado. Ahora empiezo a creer que tú podrías ser capaz de cualquier cosa, si me mentiste de esa forma, ¿Cuántas mentiras me has dicho Alejandro? - Preguntó, ambos se miraban fijamente a la cara -
Alejandro: Eso tú mismo lo tendrás que descubrir – Esas palabras son como un eco para Antonio, vuelven a sonar una y otra vez, mientras que el villano sonreía –

En ese instante llega Daniela agarrada del brazo de Marco. Ángel, Antonio y Alejandro quedaron mirando sumamente sorprendidos a la mujer de sus sueños. Los tres miran con diversos rostros a Daniela, pero a la vez con un mismo sentimiento... CELOS…



CONTINUARÁ…

Avances del próximo capítulo:

Daniela: No para nada Alejandro, anda dime ¿Qué pasa?
Alejandro: Es que me he enamorado

Andrés: ¡NO! Por favor… no – Andrés cierra los ojos –
Ricky: Te vas a morir – Ricky esta dispuesto a disparar

Antonio: ¡YA NO QUIERO HACER NADA! ¡LO QUE QUIERO ES A DANIELA!

Y... EN EL CAPÍTULO Nº 19... LA BODA!!

_________________


Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Visitar sitio web del autor
  
renzoch
estrella del foro


estrella del foro

Registrado: 28 Sep 2008
Mensajes: 1239
Reputación: 196.9Reputación: 196.9
votos: 2
Sexo:Este usuario es un Hombre
Responder citando
Me gustan Daniela, Erika y Nicole...

no sé con cuál quedarme... es que son bellísimas. Las amo a las tres. Me alegra que hayas incluido a Rossana Fernandez Maldonado, hacia tiempo que no la veia en foronovelas, desde que la inclui en mi foronovela "Dilema de Amor."

Saludos,

Renzo

_________________
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
  
_tizhx_
novatillo


novatillo

Registrado: 12 Abr 2009
Mensajes: 98
Reputación: 24.5Reputación: 24.5
Responder citando
Sad ahii pobre de Antonio!!
Hasta que por fin el maldito de Alejandro confeso
Que Daniela no se case!!! Crying or Very sad
Por lo menos Nicole es felíz con Pablo!!
Saludos Cordiales.
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
  
belen
lo mejor del foro


lo mejor del foro

Registrado: 03 Oct 2008
Mensajes: 671
Reputación: 130.1
votos: 2
Responder citando
Vaya par de villanas, Brenda y Lucía… sí serán sexys… pero malasssss y descaradas son un rato, jajajja,… van a por todas… el dinero de la empresa, a por los hombres… pobre Pablo, ahora que está tan bien con Nicole, espero no lo estropeen este par… y por cierto veo que Erika sí quiere de verdad a Antonio… aunque jamás será correspondida, porque él solo tiene ojos para su Daniela, aunque diga que quiere olvidarla… porque al final … va a buscarla para impedir la boda, ¿lo conseguirá?

Claro que también está Alejandro para impedir la boda, ahora que ya ha reconocido que ama a Daniela. Jajajaja y vaya cara se les quedó a los tres: Antonio, Alejandro y Ángel, cuando ven aparecer a Daniela del brazo de Marco.

La relación de Pablo y Nicole parece que está en su mejor momento… cómo se quieren, parecen niños…no sé si llegarán al cine jjjajaj…y Pablo qué buen gusto tiene… su actor favorito nada más y nada menos que Victor Lanús…jajaja.

Como siempre nos dejas con ganas de más… entre la “boda” y las nuevas villanas… puede pasar de todo … gracias Abel, estuvo muy interesante el capítulo.
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado
  
Abel Blades
lo mejor del foro


lo mejor del foro

Registrado: 26 Ene 2009
Mensajes: 991
Ubicación: Lima, Perù
Reputación: 212
votos: 1
Sexo:Este usuario es un Hombre
Responder citando
Muchas gracias a los tres por sus comentarios, Renzo, muchas gracias por tus comentarios hacía la WebNovela, pues yo hace tiempo tenìa pensado en colocar a Rossana y pues pensè que este serìa un excelente personaje para ella.

Muchas gracias Tizhx, tus comentarios son bien recibidos, me encanta que te guste mi webnovela, y si al fin Alejandro confezò que ama a Daniela, poco a poco va haciendo conocer su verdadero rostro, muchas gracias, en verdad.

Belen!! Muchas gracias!! Y si, vaya caras, esa imagen, en mi opinión a mi me gustó mucho, la de las caras de los tres, los tres estan celosos jajaja! Que bueno que te guste Belen, muchas gracias en verdad, y que bueno que les interese la historia, un saludo a todos!

_________________


Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Visitar sitio web del autor
  
Morticia Fonzy
amigo del foro


amigo del foro

Registrado: 02 May 2009
Mensajes: 165
Ubicación: Transilvania, Rumanía
Reputación: 37.1Reputación: 37.1Reputación: 37.1Reputación: 37.1
Sexo:Esta usuaria es una Mujer
Responder citando
Dos hermosas pendones !!!!! resbalosas, marranas !!!! quitalas de mi vista !!!!

_________________
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Visitar sitio web del autor
  
Abel Blades
lo mejor del foro


lo mejor del foro

Registrado: 26 Ene 2009
Mensajes: 991
Ubicación: Lima, Perù
Reputación: 212
votos: 1
Sexo:Este usuario es un Hombre
Responder citando
Son mucho más guapas que tú jajaja! Creo que por eso las envidias jajaja!

_________________


Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Visitar sitio web del autor

Puede publicar nuevos temas en este foro
No puede responder a temas en este foro
No puede editar sus mensajes en este foro
No puede borrar sus mensajes en este foro
No puede votar en encuestas en este foro
Todas las horas son GMT - 11 Horas  
Página 1 de 1  
  
  
 Responder al tema  

Crear foro phpbb | foros de Colecciones | Hosting gratis | soporte foros | Contactar | Denunciar un abuso | FAQ | Foro ejemplo

Para vps hosting especialidado en foros phpbb ssd en Desafiohosting.com